segundalinea

[La pelota contra el piso] La segunda línea

Nace esta nueva sección en Ultimogol.cl con el objetivo de centralizar las opiniones que los distintos contertulios quieran enviar a aportes@ultimogol.cl.

Aporte @Antisocial.

Cobresal, como todos sabemos, de forma sorpresiva se coronó campeón del clausura 2015. Aprovechó el mal arranque de la U, la perdida de bencina final de Colo Colo y el catoliqueo(?) de U.Catolica para agarrar un titulo que dada las circunstancias, pudo ser para cualquiera. Pero, por que ese cualquiera fue Cobresal y no otro?. Es Cobresal el equipo más solvente económicamente, con mas hinchas y apoyo de la ciudad de los equipos medianos? La respuesta es clara, y es ahí donde se está generando un forado tremendo en Chile: La segunda línea de equipos vale callampa pasan por un momento nefasto.

Primera y segunda línea en Inglaterra, brutal.

Si miramos las ligas “A” del mundo, aparte del dominio de ciertos clubes, existen otros que están siempre debajo de los tradicionales campeones, a la espera de una caída para tomar el cetro, o bien para clasificar a copas internacionales y en muchos casos ganarlas o por lo menos mostrarse muy competitivo en ellas. España: La Liga de 2 equipos, tiene una segunda línea muy fuerte. At. Madrid está solo un paso más abajo de los grandes, y si pudiese gastar los millones de los rivales, estaría metido en ese grupo. Aun asi, han ganado títulos y metido finales. Sevilla y valencia completan la solida segunda línea española. Con un alto nivel de juego aseguran el predominio sobre Europa de los últimos años. En Alemania, aparte del todo poderoso y muchas veces imbancable Bayern Munich, existe una interesante segunda línea, que constantemente juega en Europa y en mas de alguna ocasión han llegado arriba: B.Dortmund, Schalke 04 y Bayer Leverkusen. Italia tiene 5 grandes aunque la vieja culiá se los pasea a todos actualmente más un Napoli y Fiorentina que no son meras comparsas. Lo mismo Inglaterra, como los poderosos son varios (sobretodo después de la llegada de grandes inversores a los clubes), prácticamente no necesitan la segunda línea: Chelsea, City (los nuevos ricos del bloque), Manu, Liverpool y Arsenal se deben pelear los cupos de la Champions siempre con la atenta mirada de un tocuenham que no puede entrar a ese baile.

Está claro(?) quien será campeón en el campeonato brasilero. A lo menos 10 equipos con historia, con hinchadas importantes y con grandes jugadores…y faltó Fluminense.

 En Sudamérica, Brasil y Argentina tienen tantos equipos grandes y medianos que la cachada de cupos para copas internacionales están justificados e internamente la competencia es fuerte para ganar el título y lograr esos cupos. Pero, ¿qué está pasando en Chile? Aparte de los 3 grandes de Santiago, la segunda línea más notoria por años ha sido Unión Española y Cobreloa. Con una buena cantidad de campeonatos ganados y mas que notables actuaciones internacionales. Pero ambos clubes viven momentos extraños. Cobreloa debido a malas gestiones dirigentes corruptos, como casi todos, mas el casi nulo aporte de CODELCO , se convirtió tan lentamente en un club del montón que no nos dimos cuenta(?). Por el lado de Unión Española, pareciera que la medianía de la tabla es su zona de confort, y no pocas veces desperdician su potencial para ser un animador constante del torneo, peleando SIEMPRE arriba, y no como ahora que mezclan buenas con malas. El único proceso que existe en Chile es el de Sierra, pero entre malas contrataciones y una casi desesperante intrascendencia, lo ha convertido en un cuadro bastante irregular.

¿No hay más equipos? Debieran ser más, y ahí es donde está la crisis. Por historia, arrastre, importancia de las ciudades e incluso por apoyo municipal, clubes como Wanderers, Everton, Ohiggins y D.Concepción (incluso D.Temuco, Coquimbo y CD Antofagasta) deberían estar arriba peleando siempre, esperando el tropiezo de un grande para ganar un título o meter clasificación a Libertadores, y en el peor de los casos, asegurar asistencias constantes a Copa Sudamericana. Pero la irregularidad de Wanderers, La incapacidad de mantener un buen momento histórico de Everton (que lo llevó finalmente a la B), La poca capacidad de aguantar jugadores de O´higgins y la mediocridad de D.Concepción y Coquimbo Unido, han permitido que clubes pequeños, muy pequeños con una campaña decente, terminen llevándose el titulo o ganando (merecidamente, eso no es lo que se discute) clasificaciones a copas libertadores y sudamericanas. U.de Conce, Palestino, Audax, Cobresal, Huachipato agarraron una posta que en teoría no les debiese pertenecer. Les bastó orden financiero, un DT decente, la aparición de alguna estrella como el Piña Villanueva o una cantera siempre eficiente (Huachipato) para que rápidamente llegaran arriba. Sin proceso, sin mucha proyección, sin euforias desmedidas (al menos en cantidad de hinchas) y definitivamente, sin ambición.

zzevert
Days gone by…

Ambición, esa palabra es clave para entender lo que busca un equipo respecto a otros. Un Sevilla no aspira a lo mismo que un Getafe o un Rayo Vallecano. Ahí es donde no se puede esperar mucho de un Palestino o Cobresal en una Libertadores o Sudamericana, y difícilmente se pueda tildar de fracaso sus tempranas eliminaciones, por que el Club no buscó mucho más. No aspira a mas, porque no puede. Porque si lo hicieran hipotecarían a sus clubes ¿Y donde mierda están los que si pueden llegar alto? Vegetando en la B, tratando de ganar algo de regularidad o sin ganas de pelear. Ganas que les sobraban en décadas pasadas, donde no existía premio alguno al esfuerzo más que meterse en una liguilla de Copa Libertadores para ganar el segundo cupo (como lo hizo en su momento D.Concepción, Coquimbo Unido o la misma Unión Española). Ahora premios sobran. Son 7 cupos que podrían mantener a ciudades como Viña del Mar, Valparaiso y Concepción constantemente insertas en copas internacionales, con visitas de clubes ilustres y con una efervescencia futbolera constante (como ha pasado cada vez que el destino los deja arriba o cerca de algún título). Esta sana competitividad, ayudaría a que los equipos de Santiago no se tiraran las bolas se relajaran ni bajaran el nivel, también ayudaría a que equipos mas pequeños llevaran mas gente a la cancha (Wanderers, Everton u O’higgins prendidos, mueven buena cantidad de público) y finalmente todo redundaría en un mejor campeonato.

El mejor ejemplo que tenemos para compararnos y NO seguir sus pasos, es el de Perú. Esa liga es de 3 equipos. Si bien, Cienciano de Cuzco hasta ganó sorpresivamente la Sudamericana, la verdad es que el nivel interno es bajo, los 3 grandes juegan y ganan sin oposición alguna, prácticamente son locales en todos lados y cuando salen del país dan un jugo tremendo. Jugo que se repite en los equipos menores que los desbancan o juegan sudamericana. Países más pequeños como Uruguay, Paraguay y Ecuador, se las han arreglado para tener equipos competitivos, de un tamaño ínfimo pero que han sido buen relevo cuando Peñarol/Nacional, Olimpia o Barcelona han tenido malos años (no pocas veces en las últimas décadas), pero Perú no ha tenido ese recambio, y nosotros al parecer tampoco (sobre todo si Cobreloa no se recupera).

xsegunda
Ejemplos sobran…

Finalmente, creo que se han desperdiciado todo este siglo en términos de crecimiento de la liga nuestra y de sus clubes, los que si bien están contando con buena infraestructura (estadios, campos deportivos) paulatinamente han perdido apoyo de sus ciudades (sobre todo cuando caen a la B) y en vez de volverse clubes más fuertes, se estancaron completamente. Este título del Clausura, dada la irregularidad de los 3 de arriba, le debió pertenecer a O´higgins o S.Wanderers, no a Cobresal. Son las oportunidades que de tanto en tanto se dan y que clubes con más regularidad tomarían a la primera y que les permitirían seguir creciendo y volverse fuertes (una presencia en copa libertadores genera más recursos que la recaudación de todo un año!!).